Entre monólogos te veas.

Usualmente tengo monólogos con frecuencia. es algo que no lo oculto. Algunas personas saben que hablo a solas en mi habitación. Sin embargo, lo que no es conocido, es qué es lo que digo en tales monólogos. Alguna noche me dediqué a escribir un monólogo. No sé si ustedes hagan monólogos, pero al menos, yo los he llegado a hacer tan claros y certeros, sobre todo cuando son monólogos políticos, o tan difusos, abstractos e intrincados, cuando son mas bien filosóficos, relacionados con el "que hago aquí".
 
Transcribo ese "monólogo escrito" con una pequeña depuración hecha. Si para alguien suena "flipado" fue escrito con música suave que transitaba a lo oscuro. Las dos personas, soy yo mismo, pero una le cuestiona a la otra las cosas hechas. No es una conversación madura, sino mas bien, una conversación abstracta que se pregunta muchas cosas, pero que al final, se responde poco o nada, pero queda con la sensación de "haber logrado algo".
 
I
Voz M: Ahora ya sabes que debes hacer.
Elías: Se bien lo que corresponde hacer, mas no desearía hacerlo.
Voz M: Tarde o temprano, mas temprano que tarde, te darás cuenta de las omisiones contempladas en cada instante vivido.
Elías: ¿Y si ya lo he vivido? ¿Y si lo volveré a vivir tantas veces más, en diferentes tiempos, objetos y personas?
Voz M: considero entonces que habrás luchado en vano. no es ni bueno ni malo; solamente, aprendizaje. Pero… ¿querrías aprender con piedras tan semejantes y cruzando varias veces mismos ríos de aguas tan profundas?
Elías: ¿Y que hay de los tiempos vividos? tal vez el estadío es largo y se vive tal cual croto que no da frutos, mas, acaso no contemplas la belleza de sus colores y formas?
Voz M: Olvidas que los tiempos carecen de ubicación? 1 año nunca venció a un mes. un mes nunca venció a un día. Y un día nunca venció a cada instante.
Elías: Lo recuerdo y lo vivo, y no me gustaría que insistieras.
 
II
Voz M: Nunca dar mucho costó tan poco y nunca recibir tan poco costó tanto, porque, quiero pensar que te ha costado tan poco, ¿o acaso el error es mío?
Elías: Tal vez sienta que el error es tuyo.
Voz M: Entonces, mayores razones tendrás para pensar que los hilos pierden su tejido.
Elías: ¡Ya no quiero perder más hilos!
Voz M: Pero, ¿acaso los hilos tienen valor? Tienen valor cuando los hilos han construido algo mediante dos agujas que permiten construir el tejido, pero un hilo vencerá siempre ante cualquier pequeño tirón.
Elías: ¡Por qué! ¿por qué así? ¡quiero saberlo?
 
III
Voz M: siempre regresas a tu basamento, en cada una de las notas de aquella canción que escuchas.
Elías: Tan repetida una nota que vive… ¿que hacer?
Voz M: No hay nada que yo pueda hacer para sentir. No hay nada que tu puedas hacer para resistir. No hay nada allá, más lejos del silencio. No hay nada acá, más cerca de la soledad.
Elías: y entonces, estaré en silencio.
Voz M: Nunca has estado en silencio, pues aquí te escribo estas líneas.
Elías: Aunque es difícil que sea yo quien te escucha.
Voz M: No eres quien me escucha, pues vivo encima de los tiempos.
Elías: Me dejas con crudas ideas.
Voz M: ideas que tu mismo provocaste.
Elías: …A veces, quisiera ser el que dispone del espacio para jugar…
Voz M: Las ideas del espacio es algo que no se te dio.
Elías: Pero al menos, el gusto de la lectura sí.
Voz M: Pero eso no te hace abstracto.
Elías: …en realidad, quisiera poder mover lo que se antoja inamovible.
Voz M: ¿Lo deseas mover por el orgullo de ser el "Héroe"? o acaso quizás, ¿Lo deseas mover por las ganas de disponer del espacio tal y como lo viese Ptolomeo?
Elías: Supongo que eso último.
Voz M: Te diré lo que se: Es mejor buscar un planeta en el universo para habitarlo, que convertir a Júpiter en un planeta habitable.
Elías: ¡Qué verdadero desperdicio!
Voz M: No es desperdicio, es sinceridad.
Elías: Pero no quiero convertir a júpiter, ¡quiero vivir en la tierra!
Voz M: Solo desgastarás cada centímetro de tu piel. Y si te arriesgas más, cada célula de tu ser.
Elías: Y si queda una sola célula, habré resistido.
Voz M: Y si queda una, no serás ya quien eres, solo serás una célula incapaz de defenderse. mas cercana de la muerte que del triunfo.
Elías: Eso es la guerra.
Voz M: Nadié ganó una guerra pensando que iba a morir la mayor parte de su ser.
Elías: Y entonces, habré ganado en el silencio. Mas no habré ganado nada.
Voz M: Eso te lo iba a decir yo.
Elías: ¿Qué hago mi Voz M?
Voz M: Tienes una realidad inexorable. Y lo sabes. No hagas más difícil tu reflexión. No hables, escucha. No expreses, dibuja en tu mente. No analices, solo percibe. No subrayes, solamente construye en tí.
Elías: Ya no se que decir, hacer o pensar.
Voz M: …Es parte de… los veintitantos, por cerca, su abandono.
 
IV
Elías: vivo una irrealidad.
Voz M: Alejate de esa irrealidad.
Elías: Pero me queda tan poco.
Voz M: Sere certero: Mil veces quedarte sin nada que vivir irrealidades por muchos años.
Elías: Una vez más, tu acierto es inapelable.
Voz M: Escucha al tiempo, y te darás cuenta, que lo que te digo es verdad, mi buen amigo.
Elías: Agradezco tu claridad.
Voz M: En realidad, solo es una vela en una cueva. pero al final, es mejor que adivinar.
Elías: Te veré.
Voz M: No me verás, solo me sentirás en lo dicho.
Elías: Lo sé.
Voz M: Al final, adopta cada problema como si fuera una ventaja, porque cada problema siempre tiene su lado ventajoso.
Elías: Le agradezco su tiempo y sus valiosas observaciones.
 
Notas.
 
Nota 1: Dicen que tarde o temprano habremos de arrepentirnos mucho más de lo que no hicimos que de aquello que sí hicimos.
Nota 2: A veces no conviene asirse demasiado a las cosas que se viven.
Nota 3: No es bueno aferrarse e insistir demasiado. las cosas fluyen, nada es estático en esta vida.
Nota 4: La "irrealidad" tiene que ver con esa insatisfacción que a veces tenemos como jóvenes al vivir. Son estadíos temporales, y cuando estamos en medio de esa laguna, es cuando surgen las preguntas abstractas.
 

Publicado por

eliasruiz

Serio, prudente para tomar decisiones, reflexivo, me gusta de disfrutar de una buena conversación a lo largo de una tarde. Me gusta aprender algo cada día. Me gusta disfrutar de la compañia de las personas que aprecio.

Un comentario sobre “Entre monólogos te veas.”

  1. Vaya mi estimado siempre es muy grato el leerte.. y bien es cierto que en lo que escribimos esta nuestra realidad nuestro sentir.. Me imagino mily un evento para generase este evento pero me quedo con la esencia de lo generado.. a veces necesitamos el ciclo de renovacion.. necesitamos regresar al basamento apra poder emprender de nuevo con lo obtenido en el ultimo viaje.. Que si algun dia parara tal vez no lose… es algo tan inherente al ser humano que es dificil predecirlo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s